Rebeca Serrano: Periodista & Alaitz Arruti: Escritora

domingo, 29 de enero de 2017

Un avance hacia el futuro

 Nunca he sido demasiado fan de los domingos. En realidad, siempre los he odiado bastante pues creo que son días que acabamos tirando a la basura. Pero de vez en cuando, guiadxs por el ritmo que caracteriza al último día de la semana, acabamos intercambiando conversaciones y preocupaciones que quizá en cualquier otro momento más ajetreado, festivo o simplemente en los que no nos interesa recordar el sistema que nos rodea, no lo haríamos.

         Hoy ha sido uno de esos días. Tres jóvenes, toda una tarde gris por delante y un tema preocupante: la educación. Desde que la crisis entro, fue introducida en este país, la educación ha estado presente en todas las conversaciones, pero casi siempre hablando de recortes y no es lo que hoy nos ha robado la tarde precisamente. Hará ya unos dos meses que vi el vídeo “Juzgando la Educación Tradicional” y creo que es algo que debería ver todx ciudadanx.

         Se trata de una representación en la que un joven lleva la educación al estrado. Comienza comparando un teléfono de hoy en día con uno de hace 150 años. Hace lo mismo con un móvil y finalmente con un aula. Curiosamente, entre los modelos antiguos y actuales de los dos primeros objetos, hay una diferencia abismal, mientras que entre las dos últimas fotografías, lo único que cambia es que la imagen del aula actual tiene color.

         Lo que viene a decir, es que en 150 años, no hemos avanzado ni evolucionado absolutamente nada en este campo. Seguimos metiendo a más de 20 personas en una habitación y obligando a que aprendan lo mismo, de la misma manera. Personas con diferentes intereses, limitaciones, pasiones, sueños, diferentes formas de entender las realidades. Es imposible que el sistema educacional funcione en personas tan dispares entre ellas.

         Deberían impartir cosas que realmente sirvan a la hora de vivir, de salir a la calle y tratar de ser personas independientes. La historia, es increíble para mí. Pero forma parte del pasado, y puedo ser yo misma quien decida leerla en mis ratos libres sin que nadie me lo imponga. Y se trata solo de un mero ejemplo. El sistema que utilizamos, convierte las escuelas en fábricas de clones por un lado y convence a algunos de su nula capacidad en nada.

         Creo recordar, que en el “XL Semanal” de hace uno o dos meses (quizás más) venía en portada, que en 2030, se impartirían las clases mediante realidad virtual. ¿En serio es necesario? Se aventuran a llenar las clases de tecnología para demostrar la evolución en la educación. Pero no necesitamos un avance material, hace falta un avance sistemático. Diferente forma de enseñar, de motivar.

         No es mi intención decir a nadie como hay que hacer las cosas, porque no soy la persona más apta para ello. Solo quiero que reflexionéis sobre el tema, que le deis un par de vueltas a la idea en la cabeza y saquéis conclusiones.  Y como realmente me gustaría que vierais el video, os voy a dejar el link aquí abajo.

¡Que tengáis un feliz final de fin de semana!


R.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada